sábado, 13 de septiembre de 2008

BIOGRAFIA KEVIN LEVRONE


Otra de las modernas maravillas musculares es Kevin Levrone, a continuación su biografía.

Al igual que Sergio y Arnold poseían en sus días unas genéticas muy superiores a la media, hoy en día sucede lo mismo con Paul Dillet, Flex Wheeler, Shaw Ray, Dorian Yates y Ronnie Coleman. Otra moderna maravilla muscular es Kevin Levrone.

El norteamericano, con una estatura de 1.73 y un peso de 110 kilos ha demostrado, desde que se convirtió en profesional en 1991, que sin duda es uno de los mejores culturistas del momento.

La calidad de los culturistas profesionales de hoy en día es impresionante. No solo son físicos que cada año poseen más y más músculo, sino que también se recortan más de lo que nadie pudiera haber podido imaginar alguna vez. Las razones obvias de tales avances, son un mejor entreno y una mejor utilización farmacéutica, sin embargo, detenerse ahí seria olvidar una de las razones mas criticas para la existencia de esos súper físicos: hay mas gente entrenando.

Con un mayor numero de personas que se inicia en nuestro deporte, tiene que haber una mayor selección de las genéticas. A causa de esa gran selección de genes, hay más oportunidades para ver en el mundo del hierro a atletas verdaderamente dotados genéticamente.

Kevin Levrone lleva implicado en el entreno con pesas más de 15 años. Cuando tenía 12 años, fue iniciado por sus hermanos y primos, y antes de que Kevin fuera a un gimnasio, estuvieron entrenando en casa durante algunos años. Durante esos primeros años, compitió en powerlifting y consiguió realizar un impresionante press de banca con 270 kilos y una sentadilla con 360 kilos.

Después de vencer en su categoría en la reunión de powerlifting de Colossus en 1990. Kevin se dio cuenta de que en ese mismo día se realizaba una competición culturista.

“Mis amigos me dijeron que por que no participaba en la competición física, de manera que me fui a los almacenes de Sears, me compre un bañador de poses, me los puse y me afeite detrás del escenario, salí, ¡Y GANE!”

“Esta fue una competición local de Baltimore, y tras el escenario había visto a algunos de los competidores, de manera que pensé que podría ganar”, dice Kevin. “No tenia rutina. Simplemente salí he hice a algunas poses. No sabia ni lo que estaba haciendo”.

Era obvio que todo el levantamiento pesado, le había proporcionado e Kevin un físico increíblemente muscular, y al ganar su primera competición con tanta facilidad, hizo que se interesar mas por la competición culturista. Sus amigos le volvieron a alentar para que participara en otra competición, el campeonato del estado de Maryland, la cual se realizaría un mes mas tarde. Aumento sus repeticiones, añadió mas ejercicios culturistas y se tomo la dieta mas seriamente.

Acabo en segundo lugar en la talla alta. Al aumentar 6 kilos fue capaz de vencer en el Anápolis de la AAU en 1990. La victoria en su primera competición de la NPC, el campeonato del estado de Maryland, hizo que Kevin se diera cuenta de su gran potencial para poder hacer buen papel a nivel nacional.

Sin embargo, su potencia física no era la única razón de su físico a lo Olimpia. Como ya sabemos, cualquier persona debe ser más fuerte para ser mas grande. La capacidad para conseguir aumentar constantemente la fuerza, hasta el punto de llegar a sen tan fuerte como la mayoría de los profesionales, implica entre otros factores, la genética.

Si, en el caso de Kevin, esa genética es el resultado de ser descendiente de una madre de color y un padre italiano, nunca se podrá probar, sin embargo, Kevin debería estarle muy agradecido por eso …bueno, ¡simplemente échale un vistazo a Kevin Levrone!

Kevin también tuvo que aprender el valor del entreno duro a una edad muy temprana. Después de morir su padre cuando tenía 15 años, Kevin trabajo en la construcción con sus hermanos quienes eran dueños de su propia compañía. A la edad de 22 años empezó a realizar sus propios negocios, formando su propia compañía llamada Contratista L&M, pero cuando llego su oportunidad en los Nacionales, el aspirante a culturista vendió su compañía y se tomo un año entero para preparar la competición amateur mas importante de América. El día de la competición estaba recortado y preparado, y al final de la noche ya era un nuevo profesional.

“La Victoria en los Nacionales fue dedicada a la memoria de mis padres (su madre había fallecido poco antes de la competición). Pensar en ellos, me proporciono toda la motivación y fuerza que necesitaba para continuar. Cuando la dieta y el entreno se volvían francamente duros, pensaba en los orgullosos que habrían estado si me hubieran visto ganar. De alguna forma, sentía que mi madre estaba mirándome, viéndolo todo,” dice Kevin.

El 16 de mayo de 1992, Kevin volvió a demostrar su valor cuando gano la prestigiosa Noche de los Campeones, realizada en la Ciudad de Nueva York. Entonces, justamente cuando el nombre de Glen Burnie, Maryland se había convertido en una persona a tener en cuenta; el destino le jugo una mala pasada.
Mientras hacia algunos presses de banca pesados en la primavera de 1993, Kevin desgarro gravemente su pectoral. Fue un momento devastador. Muchos pensaron que su gran carrera habría terminado realmente antes de empezar, pero se demostró que todas esas habladurías eran falsas. Rápidamente consiguió atención medica, retirándose temporalmente y reapareciendo en el siguiente Mr. Olympia, quedando en una respetable quinta plaza. ¡Mr Levrone había vuelto!

Rugiendo en el circuito profesional de 1994, Kevin confirmó el hecho de que su vuelta al Olimpia no fue una casualidad, ganando el Arnold Classic y el San Jose Pro-Invitacional y superando a profesionales como Vince Taylor y Porter Cottrell. Cuando leas esto, ya habrá competido en el 2º. Mr Olimpia (donde gano el 3er. Lugar) y muchas competencias mas, de hecho es uno de los competidores profesionales con mas títulos en la actualidad luchando por el primer puesto con el ya mencionado veterano Vince Taylor.


Te preguntarás, ¿Qué es lo que hace a este una persona tan especial?

Johnny Fitness quizás lo dijo mejor cuando lo entrevisto hace algunos años, “Kevin es verdaderamente formidable. Impresiona su genéticamente dotada densidad muscular, bajo índice de grasa y forma poco común. “Los hombros y particularmente esos mountrosos deltoides de Levrone, parecen ser las partes del cuerpo que impresionan mas a la mayoría de fans del músculo cuando lo ven por primera vez en una competición.

Lee Haney fue sincero cuando dijo que después de ver a Kevin ganar los nacionales de 1991, se alegro de poseer ya los 8 títulos Mr. Olympia, antes de que Mr. Levrone subiera al escenario.

Considerando que no era un chico extremadamente atlético en su juventud, Kevin ha conseguido éxitos increíbles de los cuales su padre y su madre se sentirían orgullosos. Ahora esta entre los mejores culturistas de elite de nuestros días.


---

1 comentario:

gustavo dijo...

me parese genial la informacion muy inspirador para jovenes competidores como yo ke
abeses ne sesitamos un poco de inspiracion de nuestros heroes por asi desirlo leer la historia de levrone d vdd es inpresionante le agradesco baer publicado esto ....


a.t.t gustavo antonio duran medina


sonora.mexico


saludos.....

Artículos mas vistos